Una peregrinación de confianza a través de la tierra

« Aquí donde vivo, en nuestras vidas »

Algunos días después de finalizar el encuentro de París en 2002, un joven portugués escribió a Taizé: «Me asombró experimentar la sensación de que es posible de gustar del espíritu de Taizé en medio de una gran ciudad… o, como me dijo un amigo que conocí allí, quizás no se trate tanto del espíritu de Taizé, sino del Espíritu Santo… que podemos sentir en Taizé, pero también en París, Budapest, Barcelona, o aquí donde vivo, en nuestras vidas. A partir del momento en que nous lo buscamos, él está ahí… Sin embargo, es imposible no sentir algo especial cuando se vive esos cinco días, durmiendo bajo un mismo techo con dos o tres decenas de jóvenes como yo, con la única diferencia que no hablan la misma lengua que yo o que crecieron en una cultura diferente o tienen costumbres o tradiciones diferentes. Es bueno sentir que podemos estar juntos, sentados en el suelo, cantando hermosos cantos que nos llenan dentro, como si no necesitáramos de nada más para vivir… De hecho, me gustaría mucho que los amos del mundo observen los cinco días transcurridos en París, que vean la alegría desbordante de la muchedumbre que circulaba cada tarde en Paris Expo sin que surgieran problemas por el hecho de que hermanos de razas, culturas o religiones distintas estuvieran juntos. »

El encuentro de París fue una etapa de la «Peregrinación de confianza a través de la tierra» que Taizé prosigue desde hace muchos años. Numerosos jóvenes que vienen a Taizé preguntan cómo pueden continuar lo que han descubierto allí cuando regresan a casa. La pregunta, para los hermanos, es cómo se puede apoyar a estos jóvenes, animarles cuando se comprometen en sus ciudades y en sus países, en sus parroquias y en sus comunidades locales.

La participación en la Peregrinación de confianza a través de la tierra no está limitada quienes «han estado en Taizé». Muchos no pueden venir a Taizé debido a la distancia, o a otras dificultades, como la imposibilidad de salir de su propio país. Desde hace muchos años, algunos hermanos comenzaron a hacer visitas en numerosos lugares. Desde 1962, hermanos y jóvenes voluntarios de Taizé fueron de modo cada vez más frecuente a Europa del Este, a menudo muy discretamente, para no comprometer a quienes ellos visitaban. Algunos hermanos viven en pequeñas fraternidades entre los pobres y desheredados, en Asia, África y América del Sur.

JPEG - 13.2 KB

Vida interior y solidaridades humanas

Bajo el tema general de «Vida interior y solidaridades humanas», la Peregrinación de confianza a través de la tierra reúne a personas de múltiples maneras.
En medio de una vida ocupada y agitada, son muchos los que sienten la necesidad de orar juntos de manera sencilla y meditativa, con momentos de silencio y a menudo utilizando los cantos de Taizé traducidos en varias lenguas.
Un sinnúmero de grupos se reúnen para rezar con el estilo de Taizé, pero la Peregrinación de confianza no es un movimiento centrado en Taizé. Nadie se hace «miembro» en ningún sentido, ni tampoco nadie tiene la lista completa de estos grupos.
La vida interior que se profundiza a través de la oración común intenta expresarse también a través de gestos concretos de solidaridad.
«Manteniéndonos en presencia de Dios en una espera serena, ¿abriremos caminos de paz allí donde surgen antagonismos?
Cuando hay jóvenes que toman una resolución por la paz en su propia vida, ellos sostienen una esperanza que alumbra cada vez más lejos.
En este periodo de la historia, el Evangelio nos invita a amar y a expresar con nuestra vida. Es nuestra vida la que, ante todo, hace creíble la fe a nuestro alrededor.»
Carta «Dios sólo puede amar», hermano Roger.

Confianza a través de la tierra

En esta parte de la página web se se encuentran los anuncios de los próximos encuentros y visitas de los hermanos en distintos países, como también relatos de encuentros recientes, con ejemplos concretos de solidaridad humana.

Encuentros mayores de la Peregrinación de confianza han tenido lugar regularmente, como el encuentro anual de fin de año en una gran ciudad europea. Cada año, para esta ocasión, el hermano Roger prepara una carta a los jóvenes. La carta sirve de base de reflexión en los encuentros, en Taizé o en otros lugares, a lo largo del siguiente año. La "carta" para este año se encuentra disponible en ficheros que se pueden bajar.

La Carta de Taizé, bimensual, impresa en 17 lenguas, ofrece noticias de la Peregrinación de confianza como también elementos para la oración y la reflexión.

Las Noticias de Taizé por e-mail, alrededor de dos veces por mes, ofrecen noticias sobre lo que acontece en Taizé y en numerosos países, y mencionan las actualizaciones más recientes de la página web.

«Al final de este encuentro de Hamburgo, que ha sido una etapa de esta «peregrinación de confianza a través de la tierra», quisiéramos recordarlo: la comunión es una vida, no una teoría. Amar y expresarlo con nuestra vida. Sí, amar con la bondad del corazón y perdonar, ahí encontramos una de las fuentes de la alegría»

Hermano Roger, 1 de enero de 2004
Encuentro de Hamburgo

Printed from: http://www.taize.fr/es_article1692.html - 23 November 2017
Copyright © 2017 - Ateliers et Presses de Taizé, Taizé Community, 71250 France