América Latina 2020

Iniciativas en línea

En este momento en que América Latina está afectada por la pandemia del Covid-19, los encuentros y actividades eclesiales han podido continuar a través de Internet.

Un coro virtual

En septiembre, el coro virtual «Ecos de la peregrinación de confianza», formado por personas de distintos países de América Latina, publicó una grabación en español del canto de Taizé «Aber du weißt den Weg für mich», con letra del pastor protestante alemán Dietrich Bonhöffer.


Un encuentro en línea

Después de un primer encuentro en línea organizado en julio por los hermanos de Taizé que viven en Brasil, unos 300 jóvenes de Brasil y de varios países hispanohablantes de América participaron, del 23 al 25 de octubre, en un segundo encuentro de Taizé en línea en América Latina.

El tema del encuentro fue la parábola del Buen Samaritano. Mientras la pandemia, y el confinamiento necesario para contener su expansión, impedían que los jóvenes se reunieran presencialmente, los participantes en el encuentro encontraron otras maneras para conocerse y reflexionar juntos sobre el Evangelio y sus opciones de vida. Al final de este artículo encontraréis un enlace para ver los talleres y otros momentos importantes del encuentro.

Testimonio de Solivan, un joven voluntario brasileño que ayudó en la preparación del encuentro

«¿Quién es mi prójimo?» (Lc 10, 25-37) Este fue el punto de partida bíblico que guió a los que, como yo, participaron en este encuentro, junto con personas de distintos países latinoamericanos y con los hermanos de Taizé que viven en Alagoinhas, Brasil.

El ejemplo del Samaritano, ese extranjero misericordioso, me hizo comprender que lo esencial para Jesús no es quién está cerca de nosotros, sino a quién nos acercamos para cuidar de él y ofrecerle nuestra amistad. También entendí que debemos cuidarnos y dejarnos ayudar, es decir, reconocer que en algunos momentos podemos ayudar, pero en otros somos nosotros los que necesitamos a aquellos que se nos acercan. El amor y la misericordia se expresan en la relación de cuidar y ser cuidado.

Quien conoce Taizé sabe que los encuentros organizados por la comunidad tienen ciertas características: no está muy claro quién organiza y quién participa, porque se invita a todos a construir el encuentro. De este modo, todos los participantes se sienten protagonistas y acogidos. Es una vida compartida en comunidad. La sencillez es otra característica, pero una sencillez que nos permite ir más allá porque requiere que nos concentremos en lo esencial, que es caminar juntos y escuchar al Maestro. Otra cosa importante es el abandono en la confianza: confiar en la gente, como hizo el hombre que fue atracado y cayó en el camino cuando confió su vida a un extraño.

El encuentro reunió a amigos de Taizé, algunos son amigos desde hace tiempo, otros más recientes; los que han sido voluntarios o han pasado una semana en la comunidad en Francia o en Alagoinhas, y también los que han participado en encuentros en América Latina. Pero también algunos conocieron Taizé durante este encuentro —un encuentro en línea que despertó el deseo de un encuentro latinoamericano presencial.

Enlace a los vídeos

Algunos talleres fueron retransmitidos en línea con traducción en brasileño y español. Los vídeos están disponibles aquí. [https://www.youtube.com/c/ComunidadeTaiz%C3%A9deAlagoinhas/videos].

Printed from: https://www.taize.fr/es_article29759.html - 21 May 2022
Copyright © 2022 - Ateliers et Presses de Taizé, Taizé Community, 71250 France